control de perros peligrosos

Posted on noviembre 11, 2010 por

1


[Santiago, Chile] [Urgencia para proyecto sobre tenencia de perros potencialmente peligrosos. En esta nota se afirma, erróneamente, que los perros peligrosos incluyen a perros de razas peligrosas y perros vagos. Esta afirmación no tiene ningún fundamento en nada. Son perros peligrosos los perros que muestran conductas hostiles aberrantes]. Lo leímos en El Mercurio:

Ministerio de Salud Pide Asumir el Control de Perros Peligrosos, en lugar de los municipios.Al justificar el cambio, dice que el sistema público se debe hacer cargo de la mayoría de las víctimas de ataques de canes. Especialistas del sector y Colegio Médico Veterinario son partidarios de la eutanasia canina para resolver el problema.
“Hemos decidido tomar el toro por las astas o, si se quiere, el perro por la cola”. De esta forma explica el ministro de Salud, Jaime Mañalich, el interés de su cartera por hacerse cargo del control de los perros peligrosos.
Actualmente, varios municipios regulan la tenencia de mascotas a través de ordenanzas, que establecen multas para los dueños de perros que no las cumplan, pero, a juicio del secretario de Estado, lo que se ha hecho no es suficiente.
“Hasta ahora hay una suerte de incertidumbre jurídica, y los alcaldes no aplican el control que deberían, lo que al final repercute en el sistema de salud, que tiene que hacerse cargo de las enfermedades o mordeduras. Entonces, si Salud tiene que resolver el problema, que Salud pueda intentar evitarlo”, afirma para justificar su interés.
Según Mañalich, la alta cantidad de perros peligrosos -definidos como los perros de ciertas razas y los vagos- se ha transformado en un problema al que debe dársele una solución, y las Seremis del área deben ser las encargadas de vigilar el cumplimiento de la futura normativa.
Los especialistas en Salud Pública explican que ésta pasa necesariamente por el control de la población canina a través de la eutanasia animal. Pero como un alcalde requiere de aprobación ciudadana y éste es un tema impopular, debe hacerse cargo un organismo del Estado que pueda tomar este tipo de medidas.
Según cifras del Colegio Médico Veterinario, en Chile hay cerca de 550.000 perros callejeros -con o sin dueño-, y cerca de 220.000 se encuentran en la Región Metropolitana.

Última Opción
El vicepresidente del gremio, Fernando Álvarez, explica que si se pretende generar un programa para reducir estas cifras, se deben emplear determinados mecanismos de control canino, dentro de los cuales puede estar contemplada la esterilización de los perros “y otros métodos, como la eutanasia de perros viejos, enfermos, agresivos”.
“La eutanasia es la última medida, después de todas las anteriores -esterilización, captura, subasta, asignación, entrega, venta-, pero si usted en serio quiere un plan para terminar con los perros callejeros, la va a tener que contemplar sí o sí. No hay ningún país, ni Estados Unidos ni los más avanzados, que al proyectar un plan de esta naturaleza haya dejado de practicar la eutanasia”, agrega el doctor.
“Eso es absolutamente falso: los países desarrollados no realizan eutanasia para el control de población canina”, replica Patricia Cocas, presidenta de ProAnimal Chile, que rechaza “el sacrificio animal”, y asegura que la primera medida que debe aplicarse es la esterilización para controlar la reproducción.
“Luego viene la educación en la tenencia responsable, y una vez que estabilizas la población puedes aplicar registro, refugios temporales y todo lo demás. Si lo haces antes, no tiene ningún sentido, porque la población no está estable, por lo tanto es imposible manejarla”, agrega, aludiendo a algunas de las medidas que plantea el proyecto de ley sobre tenencia responsable de mascotas y animales, al que hoy el gobierno le pondrá suma urgencia.
Esto, luego de que una madre y su hija murieran atacadas por una jauría de perros en Peñaflor.
“No hay razas más agresivas que otras, y la prueba es que de las mordeduras denunciadas en el Gran Santiago, de lo que tenemos estadísticas, que son como 30 mil en un año -considerando sólo las denunciadas, en total pueden ser más-, cerca del 70% son atribuidas a perros pequeños, perros falderos, mascotitas de casa”, explica el vicepresidente del Colegio Médico Veterinario, Fernando Álvarez.
La clave está en cómo se críen.

”Hay una suerte de incertidumbre jurídica, y los alcaldes no aplican el control que deberían” (Jaime Mañalich, ministro de Salud).

”Si quiere un plan para terminar con los perros callejeros, va a tener que contemplar (la eutanasia) sí o sí” (Fernando Álvarez, vicepresidente Colegio Médico Veterinario).

Esposo y padre de víctimas: “Perdí a un amor y a un ángel”

“He perdido a un amor y a un ángel. Lo único que espero es superarlo. (…) En este momento no puedo decir nada más”.

Esas fueron las únicas palabras que emitió -aguantando las lágrimas- Alberto Saavedra, marido de Patricia Araneda Lobos (56) y padre de Loreto Saavedra Araneda (25), quienes murieron el pasado lunes, atacadas por una jauría de perros de un vecino al interior de su parcela, en el sector de Camino Real, en Peñaflor.
Todo esto fue en el marco de un emotivo velorio en la capilla Niño Dios de Malloco. Hasta allí llegaron a partir del mediodía de ayer unas sesenta personas, entre familiares, amigos y cercanos a la familia.
El desconsuelo del viudo era compartido por todos los asistentes, quienes en medio de llanto rezaron por horas las últimas plegarias para que las difuntas mujeres descansen en paz.
Hasta el lugar también llegó el pololo de Loreto, Tobías Gil. “El lunes cumplíamos nueves meses. Yo trabajo en Antofagasta y (Loreto) no me contestaba el teléfono (ese lunes), no sabía qué pasaba. Por un primo supe la terrible noticia”, relata el joven.
“Ella siempre separaba los perros, porque peleaban, pero quería que la quisiera con su amor por los animales. (…) El daño está hecho, qué sacamos con que esté en la cárcel. Que se muera en la cárcel, me da lo mismo lo que pase con él. (…) No sé cómo reaccionaría si volviera a la casa. Todo puede ser, incluso hacer justicia por mis manos”, dijo Gil entre sollozos.
Entre tanto, las pericias realizadas a la jauría de nueve perros determinaron que todos se encontraban en perfecto estado de salud y alimentación.
Esto podría echar abajo una de las tesis fiscales, que servirían para acreditar el comiso de un homicidio por omisión. El motivo es que el ataque asesino habría sido por instinto. Los peritos creen que los perros actuaron en defensa de la líder de la jauría, quien habría iniciado la pelea con uno de los perros de las víctimas.
Guillermo Miranda Sánchez (58), quien mantenía los animales en su parcela, ya declaró ante la Policía de Investigaciones. Fuentes del caso indican que cayó en algunas contradicciones. Según su versión, él no habría visto el ataque fatal, pero existen testigos que dicen que sí lo presenció y no está aún claro si trató de hacer algo para evitar las muertes.
Por la tarde, también declaró la mujer del imputado. Los investigadores buscaban agotar la diligencia del alimento de los perros. La idea era ver si en la casa conservaban comida para canes.
[R. Olivares, X. Pérez y T. Costas]
11 de noviembre de 2010
10 de noviembre de 2010
©el mercurio